lunes, octubre 27, 2008

El Prejuicio toma el Mercado


El Hay que ser Fan Bien Entendido. Como la reflexión escéptica del conocedor de la obra y su valor.

Querido Lector.

Expreso mi desdicha y mi tristeza. Quieren mejorar una película que no existe. Los hechos: que el trailer de Dragon Ball no es fiel a la película y que el público de hoy en día no son individuos, sino gentío, masa uniforme, fanboys furiosmos, talibanes intolerantes amigotes del prejuicio. Son tiempos de crisis, que los fracasos achuchan, y Fox, gastándose 100 millones de dólares en el capricho, no quiere perder a los talibanes toriyamescos. Lo mejor de todo: que la película no ha tenido lugar. No se ha distribuido todavía (su estreno está programado para Marzo del 2009) y su fracaso ha sido… obra del prejuicio, de la suposición, de la furia incontenida de personas que, seguramente, no tienen ni idea de si les gusta la serie realmente o si les recuerda a su más tierna infancia, o sea, a una transferencia emocional que hicieron al verla cuando eran tiernos infantes. No tengo nada yo contra los niños, los defiendo como cierta actitud vital, pero estos no deben tomar la Razón. Un niño es capaz de entender las lógicas que escapan al adulto, lo sabía Carroll. Pero, y aquí me voy a Dickens si hace falta, un niño es también caprichoso y cruel, intransigente con lo que no es según su parecer, su vaga impresión. Bienvenido sea el prejuicio al Mercado. ¿En qué momento tomaron los fans el Mercado? ¿Cómo dejamos que eso sucediera?

Recomiendo decirle a todo fanboy cómplice de este disparate esto:

Muchachos, acabáis de luciros. Gracias a vosotros el mundo está ahora más podrido y más sujeto a convenciones estúpidas generadas por una mente poco dispuesta a traiciones a su obra. El día que aprendáis que Toriyama vendió los derechos a Fox y que no hay traición posible en vuestra pseudorreligión infantiloide, hablamos.

21 comentarios:

Diego dijo...

Algunas reflexiones a vuelapluma:

-Las majors están muy asustadas. Las cuentas no cuadran, y en concreto la Fox lleva acumulados varios fracasos (e.g. Hitman, X-Files 2, presumiblemente Max Payne) y no lo tiene nada claro con algunos próximos estrenos (e.g. Australia). Modificar una película en base a la recepción que ha tenido su trailer es una señal de puro pánico.

-Este es el resultado, como señalas, de haber dejado que los frikis tomaran el cine comercial al asalto, alienando al resto de los espectadores. Ahora las productoras están a merced de un público que se sube por las paredes cuando a Legolas le cambia Peter Jackson el carcaj de hombro, o cuando una tos del Peter Parker de Sam Raimi no se parece a las que soltaba en el 634 de Amazing. Adolescentes (y no tan adolescentes) que no tienen ni idea de lo que implica el trasvase de unos medios a otros, ni a nivel artístico ni económico. Un público que ha convertido el cine en una guardería, y que ha acabado en pocos años con su verdadera cualidad de popular: la que hacía que fuesen a las salas niñatos de 16 años, pero también señoras de 70.

-Los frikis pueden garantizar uno o dos taquillazos al año (Dark Knight, Harry Potter), pero el grueso de la industria del cine depende de otro público, que ha desertado y está en su casa viendo El Padrino y Los Soprano. ¿Y quién se lo puede echar en cara? ¿Le puedo decir yo a mi abuelo que se ponga las pilas, se trague Dark Knight y además me escriba un trabajo de diez folios sobre las diferencias entre el Joker de Nolan y el de Moore y Bolland?

Salanova dijo...

Muy bien dicho, oiga. Lo peor de todo es que no son sólo niós o adolescentes quiénes dan por saco: ¡También hay adultos! que no me sorprendo, pero...bueno, es el tipo de gente que comenta en LHP, y no hay más que hablar.

El verdadero problema es que si seguimos así, si las majors cedererán siempre a los fanboys de mierda ¿Cómo acabarán siendo las adaptaciones futuras? ¿SIN CITY'S?

Henrique dijo...

El aficionado siempre cree que están en deuda con él.

Anónimo dijo...

Scytaleg

Aun estando esencialmente de acuerdo con los tres, el todo vale en las adaptaciones tampoco es.

Vamos, que un chico de instituto, con su novia de toda la vida, se enfrente al principe de la tinieblas (dracula? por las imagenes parece un vampiro) debido a una antigua profecia sea DragonBall...

Es como, no se, hacer que Hercules vaya con Terence Hill,repartiendo ostias por toda Grecia enfrentandose a romanos y que eso cuele como adaptacion seria de una obra clásica. (que no digo que Los viajes legendarios lo sea)
(que conste que no hago comparaciones entre Dragonball (aggg me sale bola de drac) y las leyendas Clásicas de Hercules)

Henrique dijo...

la fidelidad al material original está sobrevalorada. ¿Para que querré yo que me cuenten otra vez lo mismo? Además, los originales no desaparecen, no se van a ninguna parte.

Alvy Singer dijo...

Si, el tema de "si llevas el nombre debes ajustarte a su nombre" me suena a casta siciliana. A mafia, si quieren. Nada que ver con el proceso creativo. Que de eso los fans poco ¿eh? Dragon Ball traiciona su esquema no una sino hasta TRES y CUATRO veces, las primeras en Z y luego ya en GT.

Dice Henrique, con toda la razón del mundo, que la original no desaparece. Spider-Man 3 será una puta basura (lo es, y precisamente por estar dedicada a todos los públicos), pero a mi mis obras de Ditko, McFarlane y ahora Millar no me las va a quitar nadie. Que se apliquen el cuento los intolerantes.

Alvy Singer dijo...

Por cierto, a todos:
¡Gracias por vuestros comentarios!

Balaguera dijo...

Estoy hasta la polla de la Fox.

Balaguera dijo...

Gracias a ti por tu blog, hombre de Dios.

LEO MARES dijo...

la verdad es que el fenómeno fan es un tanto...bueno, como todas las masas.
un abrazo

Javi-LHP dijo...

OK. Cierto que las críticas han llovido a miles sin que la peli haya sido vista, pero por otro lado ¿no es toda la publicidad de la misma un método para enganchar a la gente? ¿no es esa publicidad parte de la obra que tratan de promocionar?

Si la respuesta es sí, y esa publicidad no funciona, los cambios del argumento original no gustan, y la última racha de la Fox no acompaña, no es de extrañar que más de uno tema lo peor.

Usaré esa frase que quizás no sea de muy buen gusto, pero que suele resumir bastante la situación: si huele a mierda, posiblemente sea mierda.

Siempre hay excepciones. Incluso casos inversos, donde uno ve el trailer de Max Payne, espera ver una ensalada de tiros y se encuentra con una película aburrida, sin casi violencia y que encima no sustituye esas expectativas frustradas con otros elementos que compensen, porque además la trama es mala, previsible e incluso incongruente.

Un trailer no es la peli. Es obvio, y quizás pequemos, yo el primero, de avecinar cosas que no hemos contrastado. Pero es que es algo lógico cuando el 90% de las veces uno va al cine y ve cumplidos sus temores. El otro 10% de las veces es el que te dice que no debes ser malpensado y debes dar oportunidades a las pelis.

Así que sí, es verdad que la reacción puede haberse desmadrado, pero uno no puede evitar, al menos ante esta peli, temer encontrarse con eso que muestra el trailer de la misma.

Luego hay casos como V de Vendetta, que para mí es una gran película y que habiendo cambiado algunas cosas respecto al cómic original, no deja de ser emocionante, contundente y te hace empatizar profundamente con alguien al que muchas veces reprocharías su comportamiento.

Así que coincido con vosotros en que lo de la fidelidad al original es algo secundario si la intención es la de mantener el espíritu, que no los detalles. Pero claro, siempre hay quien para adaptar una obra, la viola para hacerla entrar en un esquema muy diferente.

Pero volviendo a la peli (y me estoy mareando con mi propio rollo), es que nada de lo que he visto me parece bueno, no por fiel, sino porque me recuerda a cosas que no me gustan nada. Huele a Power Rangers y a Embrujadas más que a aventuras de primer nivel. Doy por hecho que plasmar el tan particular humor de la serie en cine de carne y hueso es muy complejo, no pido eso, pero tampoco que con esa excusa se pasen todo por la entrepierna y hagan algo que sólo se parece en las bolas del título.

Ryu_gon dijo...

Vale, no queremos que nos cuenten lo mismo otra vez (ahí estoy de acuerdo), pero entonces ¿por qué estos señores quieren reproducir una parte del manga en el film? ¿Por qué no se inventan una aventura paralela o un nuevo "monstruo"?

De esta forma, estoy seguro de que los fans cesarían en su empeño de hacer comparaciones odiosas. Es más, sólo podrían patalear continuamente porque no encontrarían ningún, o casi ningún, referente conocido que les permitiera comparar similitudes y diferencias con el manga.

No que ahora lo que están consiguiendo es que se escuchen opiniones sobre si "piccolo tiene la oreja puntiaguda o la nariz de puerco" (ya me entienden).

El fan se está convirtiendo en una nueva forma de terrorismo. Y lo dice un servidor, al que el trailer no le ha despertado ni un mínimo de simpatía (fidelidades y no fidelidades a parte...)

Saludos

Alvy Singer dijo...

Gracias por los comentarios! Me gustaría aclarar que es imposible violar una obra adaptándola mal. No es la primera vez que lo leo, pero me gustaría aclararlo. Es IMPOSIBLE:

1. tr. Infringir o quebrantar una ley, un tratado, un precepto, una promesa, etc.

2. tr. Tener acceso carnal con alguien en contra de su voluntad o cuando se halla privado de sentido o discernimiento.

3. tr. Profanar un lugar sagrado, ejecutando en él ciertos actos determinados por el derecho canónico.

4. tr. Ajar o deslucir algo.

A no ser que se trate de un lugar sagrado, Dragon Ball, puedo entender la violación, entendiendo a los fans como talibanes. Entonces claro: la religión siempre tiene excusas para la intolerancia.

La violación implica el deslucimiento, pero también el trauma. Pues entonces ya no me queda duda: mi opinión sobre Toriyama no SÓLO no va a cambiar, sino que esa obra no desaparecerá de la tierra ni se verá deshonrada por nadie. No explotará, ni desaparecerá de la tierra. Se quedará aquí, con nosotros. La película gustará más o menos, pero no será una violación porque no va a deslucir nada, ni a nadie. Bueno, a los religiosos (ojalá). La obra original seguirá en su sitio y los que se acerquen a ella encontrarán la obra original, sin retoques. Las metáforas tienen ese problema cuando se usan mal. Nadie va a violar nada, porque no se va a pintar por encima de Dragon Ball. Se hará una película, habiendo pagado por los derechos de la serie. Se podrá criticar más o menos su calidad, pero después de verla claro y no usando la fidelidad como herramienta. Las herramientas para Dragon Ball (el original) ya son otras. Imaginad para una traslación supervisada por Stephen Chow.

Henrique dijo...

"¿por qué estos señores quieren reproducir una parte del manga en el film? ¿Por qué no se inventan una aventura paralela o un nuevo "monstruo"?"

Porque si lo hiciesen, se les echarían encima. El gran error de la adaptación moderna es querer contentar a todos: a fans (y la fidelidad mal entendida) y a todo el público posible, que al fin de cuentas, se trata de hacer dinero.

Por cierto: V de Vendetta, aún sin disgustarme, creo que de espíritu del original mantiene absolutamente nada.

Alvy Singer dijo...

Hay ejemplos, pero con un intermediación de aventuras nuevas. ¿Alguien se ha dado cuenta que Hellboy 2 ya no tiene NADA que ver con el tebeo de Mike Mignola? La adaptación que hizo Del Toro en el primero me parece absolutamente distinta a la del tebeo de Mike Mignola, muchísimo más melancólico y con unas tramas que llevan en la sangre más pOp.

Javi-LHP dijo...

Alvy, es una forma de hablar. Ya sé que no es una violación y sé, y siempre he dicho, que una mala adaptación no estropea el original, porque éste siempre seguirá ahí, inalterado para quien quiera acercarse al mismo o revisitarlo.

Alvy Singer dijo...

Claro! Por eso lo decía, porque a veces la gente realmente "se duele". ¿Se han planteado la posibilidad, claramente terapeutica y hablo desde la experiencia, de ignorar esa película? Al fin y al cabo los amantes de un material original no querrían saber nada de continuaciones nuevas.

Henrique dijo...

Quizás la sensación de fracaso cuando algo no es adaptado literalmente venga de la popularidad de la adaptación: aquello de legitimar los gustos propios a través del reconocimiento masivo.

Ahí tenemos Batman, que de iconillo pop televisivo y de comic colorista ha pasado a ser el nuevo Liberty Valance porque, ey, la sociedad lo ha visto con buenos ojos. Las quejas con Dragon Ball se centran en el parecido con Powers Rangers (versión USA, claro) y eso es lo que asusta a lso fans: que esa parte del mundo a los que Toriyama les suena a marca de electrodomésticos se de cuenta de que Dragon Ball, en esencia, no deja de ser otro Power Rangers, un Tokusatsu.

Y es que el friki anhela la normalización porque le legitima socialmente, ya no es un inadaptado refugiado en la subcultura: se eleva a cultura a secas, que es como "más digno" (puaj!). La nueva generación mira antes la camiseta de Superman en Pull & Bear que los textos de Millar.

Alvy Singer dijo...

Pero en la camiseta de Pull and Bear hay algo de ironía y de verdad: Superman MOLA. Algo que no hay en las revisiones modernas del superhéroe que debe estar más serio, pero yo entiendo más lo de Batman. Batman siempre ha mutado, al son de los tiempos, no hay (ni habrá) un Batman definitivo.

Pero hay algo que me sorprende, en general, de la gente que defiende The Dark Knight excepto notables que han dado argumentos sobradamente interesantes (Michael Wood, Vicente Luis Mora, José luis Molinuevo, Lindyhommer) son, en general, gente que teme a la profundidad. De hecho, necesita una película con cotas de acción para poder defender lo profundo. Pero seguramente dirá que los ensayos son difíciles, que las películas de arte y ensayo son gafapastas (nuevo palabro de corte racial) y que ni puta idea de Shakespeare, oyes. Me jode esa actitud por representativa, claro y porque estamos en una época maravillosa en la que Internet permite nuevas formas de conocimiento se caiga en el prejuicio. Que esa sociedad democrática y abierta de la que habla Popper, que ahora SÍ puede exisitr, no tenga (ni tendrá) lugar simplemente porque la gente prefiere escribir más que leer.

Cybernapya dijo...

He de reconocer que ni he leído ni visto la película, pero como friki que me considero, siempre que voy a ver una película, lo hago sin esperar nada, para sorprenderme. Por ejemplo: La película de Hulk de Ang Lee me encantó, al igual que Spideman 3. Ciertamente, con eso de la corrección política, se trata de contentar a todo el mundo, pero se olvidan o desconocen que es imposible. No entiendo por qué ese interés en plasmar exactamente los contenidos de un tebeo a la gran pantalla, como si de un story board se tratase la obra adaptada. Recuerdo que Alan Moore decía que Watchmen era anticinematográfica, pero tras releerla, puedo decir que el autor del-bajo mi punto de vista-mejor tebeo que he leído en mi vida,no lleva la razón, ya que está perfectamente estructurado para ser convertido en película o serie. Pero bueno, ya no se trata de mejores o peores adaptaciones. Hablamos de intolerancia, de prejuicios y de falta de respeto a la creación. A ver si hacemos ver que cine, literatura y tebeo son lenguajes totalmente diferentes...

Anthony dijo...

Por mucho que Toriyama haya vendido los derechos a la Fox no dejaré de decir que se ha prostituído demonizando una serie mítica.

Si van a hacer algo que rompa la línea y espíritu de la serie, que lo llamen de otro modo. Y no, no me conformo con que le añadan un "GT" al final.