miércoles, noviembre 08, 2006

THE SCOTT BROTHERS GO TO SOMALIA

Image Hosted by ImageShack.us
Black Hawk Derribado es una de las películas más interesantes a nivel reflexivo que he visto en mucho tiempo en la filmografía de Ridley Scott. Y con esta frase puede parecer que estoy considerando interesante el argumento de ésta, pero me refiero a la curiosa reflexión, que yo hasta calificaría de sutil provocación que muchos destacados críticos militantes cinéfilos de tutta tuvieron su honor “ofendido”.

Bien vayamos por partes. La película parte de un libro de Mark Bowden autor de libros-épica que resultan idóneos para la ficción (Joe Carnahan está adaptando su Killing Pablo sobre las tropelías del traficante de drogas Pablo Escobar). Del guionista Ken Nolan sólo sabemos que trabaja en un telefilm sobre la CIA. Y los productores son los hermanísimos bajo el nombre de Scott Free y Jerry Bruckheimer. Y el film fue realizado justo después de una película tan traviesa como Hannibal.

Ridley Scott es para los críticos sinónimo de nombre serio. Alien y Blade Runner (no estoy desmitiendo su condición de clásicos modernos) y por último Gladiator, le han convertido en un cineasta del que se pueden ignorar tanto sus films más revalorizables como los más tópicos y chuscos pero apreciados por el públicos (pensar en Thelma y Louise).

Tony Scott es para los críticos un Belcebú. Un terrible que de vez en cuando realiza películas entretenidas. Por si fuera poco no sólo dirigió Top Gun sino que hasta se atrevió a rodar siempre al octavo mandamiento cinéfilo que asegura que nunca amarás las películas que nosotros llamamos ritmo de videoclip.

Bien.: Black Hawk Derribado es una película con una frenética y cuidadísima estética que planea siempre bajo el hiperrealismo más absoluto y también muchas veces con el esteticismo que busca la forzada belleza en las imágenes.

Pero su guión es (yo diría que voluntariamente) infumable. De risa y lo dijo en el mejor de los sentidos. Su mensaje sobre la guerra inexistente, y su trasfondo moral ausente. Sus personajes usan el lenguaje de la mejor de las series B y yo prefiero ver el film del 2001 como un chiste de los hermanos Scott. Imaginar a Ridley, el niño bien de la crítica recuperado por la hazaña romana de Rusell Crowe, contándole a Tony (o quizá viceversa, visto que el pequeño es mucho más transgresor) realizar una película en tono serio pero de fondo risible. ¿Los personajes? Diversión pura y dura a costa de los más clásicos arquetipos. Eric Bana, Josh Hartnett y Ewan McGregor entran de forma magnífica en el juego. En su crítica Jesús Palacios citaba a Lucio Fulci por la malicia juguetona de Scott de rodar a estos somalíes como hordas de muertos vivientes que corren sin parar y están por todas partes (¡flacuchos!).

Proporcionemos a la película el beneficio de la duda. De tratarse de una provocación lo han conseguido.: tomaron el pelo a media crítica americana e irritaron a los más nobles europeos. Scott rodó magníficamente y con halo de épica una pura y dura serie B, un divertimento, pero no se lo contó a nadie. De no tratarse así estaríamos ante una gran tomadura de pelo, pero ya de cierto valor por el efecto claro que produce en el espectador.

Los indicios que tengo para comprobar mi teoría del chiste no son que sea el film que siga Hannibal sino su final.: Scott filma a los soldados corriendo a ritmo de Hans Zimmer y ¡aparecen niños africanos a correr con ellos! Puro esteticismo autoparódico, improbable, claramente inverosímil.

Luego Scott se volvió otra vez grandilocuente y dirigió esa épica fallida (y sin rastro de humor) llamada Kingdom of Heaven que podría ser el reverso con esta pero con un guión que nos avisa, de entrada, de que esto es una cinta trascendente. Grave error.

(Y Scott sigue dirigiendo proyectos sin interés que tienen rápido olvido en la memoria de los ávidos críticos Veremos.Luego del film se realizaron varios videojuegos inspirados en su estética, otro dato significativo)

8 comentarios:

Noel dijo...

Dicen que la versión extendida de "Kingdom of Heaven" es la que verdaderamente cuenta. A mí la que se estrenó en los cines no me disgustó del todo, y siempre he esperado que saliera un montaje del director: creo realmente que puede ser una película notable.

Eso sí, el señor Scott tendrá que esperar a que le perdone "Un buen año" para que me haga con el DVD extendido de su anterior trabajo. Y me temo que eso será dentro de bastante tiempo...

P.D. Perdona que no opine de "Black Hawk Down", pero es que no la he visto aún (ni "Los duelistas" tampoco: son las únicas que me faltan).

Alvy Singer dijo...

¡Ah! ¿Tuvo el valor de ver la de a good year? Es usted un braveheart. Cuando veas Brick hazmelo saber.: tu opinión puede ser (te guste o no) muy interesante.

Yo he visto Little miss sunshine y creo que va a costar mucho revalorizarla de su aparente condición de tags-tics estilísticos de sundance-indie para todos los públicos para demostrar que es una gran película. A ver si lo logro pero insisto en que no es tan fácil como parece y tiene un interesante discurso "goethiano" (si, si, de Goethe).

Max Renn dijo...

A mí pareció de lo más vacío que uno se pueda echar a la cara. Mientras la veía creía estar asistiendo a un videojuego: personajes unidimensionales, tiros, explosiones, fuegos artificiales... Carece de cualquier contenido dramático, es imposible sentir nada por nadie, da igual lo que les pase a los bultos que aparecen por la película.

Muy cuidada estéticamente, eso sí.

Personalmente, he de decir que no percibí que el guión fuese voluntariamente de risa. Mucho me temo que al bueno de Ridley le salió así. No creo, sinceramente, que la película tienda hacia el cachondeo aunque algún detalle puntual sea de lo más extravagante.

Pero me acabó cansando...

jaime lorite dijo...

A mí "Black Hawk Derribado" tampoco me gustó, es más, por momentos me aburrí. Pienso que Ridley Scott lleva un tiempo sin hacer nada realmente importante, por ejemplo, "El reino de los Cielos", que suponía su regreso al cine de época tras "Gladiator", supuso una sonora decepción. Y la de "Un Buen Año" quizá acabe viéndola, pero no me apetece mucho, la verdad.

Un saludo

Miguel Sanfeliu dijo...

Bueno, a mí me gustó Black Hawk Derribado. Y me ha divertido tu crítica. Muy inteligente, como siempre. Personalmente no creo que fuera un chiste premeditado, creo que se critica el papel de EE.UU. en ese conflicto y la idea de autosuficiencia de algunos militares americanos. Además, tiene ecos de "Zulú", uno de mis films de culto. Pero tienes razón en muchas de las cosas que dices.
Un saludo

Anónimo dijo...

En lo que sí estamos claros en eso de los somalíes como muertos vivientes romerianos. La escena en la que sacan del helicóptero a uno de los soldados medio desnudo y con los brazos abiertos en cruz, justo antes de despedazarlo como a un roscón de reyes, es impactante (pero a un nivel de tabloide).

Saludos.

Anónimo dijo...

No la he visto, pero después de leer su divertidisíma y preclara reseña, como si lo hubiera hecho. Miro a mis lados y veo a gente corriendo, sin parar...sin parar...sin parar...STOP.

Anónimo dijo...

Good page!

Wholesale jewelry
Fashion jewelry
Titanium jewelry
Trendy jewelry
Pandora jewelry