miércoles, diciembre 20, 2006

SONGS FOR DISTINGUÉ LOVERS

Image Hosted by ImageShack.us
Hay mucha buena música en este 2006 (y mucha decepción) pero el disco del año en este blog es......

HALF THE PERFECT WORLD de Madeleine Peyroux.

mp3 del disco (click y sigan las instrucciones).:
Madeleine Peyroux - I'm all right
Madeleine Peyroux - Blue Alert

Voy a empezar a pensar que soy un tipo con suerte con esto de las damas del jazz. El pasado año descubrí Careless love uno de los mejores discos jamás hechos del jazz vocal de este siglo XXI. Y como me gusta llamar a esta bellísima dama, Madeleine Peyroux, como la Billie Holiday posmoderna. Porqué es que lo es. Y también ese milagro por el que estuvimos esperando, equivocados a veces, cuando escuchábamos a la anterior reina ahora sumida en la decadencia más elegante (ai, Diana Krall ¿Cómo es que Elvis Costello no te sienta nada bien?).

Porqué amigos, seamos sinceros, Billie Holiday se hizo grande por su voz, por la forma en que hacía suya cada una de aquellas canciones, que importara Gerswhin o Porter o quien fuese. Ahí esta la grandeza de la dama, la mejor. Madeleine Peyroux sabe, con su voz, revivir aquellos momentos, aquél tempo tan especial y cautivador que tenia la Holiday sin caer en la burda imitación clónica y además sabe asumir una nueva y maravillosa senda al jazz que efectivamente, está en un jazz que debe asumir gran parte de los logros de la música pop.

Y de todo esto iba Careless Love: un disco impresionante que convertía en puro y vivo jazz canciones ya maravillosas de nacimiento de Elliott Smith, Leonard Cohen o Bob Dylan. Pero no las pasaba por unos ajustitos a piano (Krall, again, lo sé) y arreglaos. Ni siquiera por la jugada suicida del a capella (es una pirueta más propia de una trapecista intimista como Cassandra Wilson), simplemente las transformaba y hacía que todo el feeling de la hijita de Georgia transpirase por el ambiente. Por eso ante un disco tan redondo mis peores augurios se habían lanzado: ¿qué cabía esperar después de un discazo otra cosa sino que el batacazo por la juguetona tentación de adaptarse al mainstream pero para el aficionado de antes fingir que se sigue una senda? Nada de eso: Half the perfect world es una maravilla que sigue con esa idea de ir convirtiendo en suyos granes maravillas de los dos mundos para crear todo un universo musical.

El blues que destila la holidayana voz de Peyroux no conoce límites: su bellísimo cover del Summer Wind es un éxito, puesto que revisitar el clásico crooner por excelencia aportando algo nuevo es para mí algo más que valioso. Si a eso le añadimos su habitualmente exitosa mixtura con las letras de Cohen o una maravillosa versión, respetando el francés original, de La Javanaise del mítico (y gran provocador de síndromes de melomanía aguda) Serge Gainsbourg el resultado es el que es para mí mejor disco del presente 2006.


Hay muchos que creen ver decepción dónde sólo hay éxito, perfección y coherencia, allá ellos, lo que verdaderamente importa es que Madeleine Peyroux tiene una trayectoria imprescindible, perfecta, y un futuro dónde ya puedo aventurarme a decir que va a entregar con toda seguridad su propio Songs for distingué lovers: esto es, el disco perfecto, aquellas canciones y el momento idoneo.

Quizá me equivoque: si es así es que ya ha entregado dos y yo sin enterarme.

Otros grandes discos del año.:
Modern Times de Bob Dylan.

5 comentarios:

Mauricio Salvador dijo...

Pues yo me bajé hace tiempo por torrent todo Holliday y ahora escucho a Brad Mehldau.

Un saludo grande...

Enrique Ortiz dijo...

Qué buen gusto tiene, Sr. Alvy. Gran disco, gran cantante... Sin duda, una buena elección para el 2006. Saludos.

mycroft_barret dijo...

Una gran voz, todo un descubrimiento a explorar, gracias por ello mr. Alvy.

Señor Toldo dijo...

No puedo comentar otra cosa más que suscribir sus palabras. Uno de los mejores discos de un año que, como el pasado, ha estado repleto de muy buena música (esas listas, que cueste tanto hacerlas es la mejor señal).

Natalia Book dijo...

Sin duda una gran cantante. Pero no estoy muy seguro si lo que hace se puede considerar jazz o pop con toques jazz. Quizás un directo nos pudiera aclarar muchas cosas.
De todas formas totalmente de acuerdo en que Modrn Times es uno de los grandes discos del año. Ahí sí que hay contenido... y quizás más Jazz :).
Saludos