viernes, agosto 11, 2006

PROGRAMA DOBLE: FIND ME GUILTY/ INSIDE MAN

Prince of the City
Image Hosted by ImageShack.us
BSO:

Louis Prima - When you're smilin'

Estupendo retorno de Sidney Lumet a los terrenos que más conoce: la crítica del sistema judicial y sus efectos sociales, siempre situada en su ciudad predilecta, Nueva York. En este caso parte de un hecho real para narrarnos la ya clásica odisea lumetiana: el hombre sólo contra el sistema. Hasta aquí, y con la mejor interpretación de Vin Diesel seria ever (cuando dijo aquello de Las cosas que voy a hacer por mi país en xXx ya intuí su madera de actor nato) incorporando a un sabio mafioso. La cinta de Lumet es de lo mejorcito que vamos a poder encontrar en la cartelera actual: no sólo nos hace saber que su protagonista es culpable y encima simpático ; sino que hace una dura crítica a los métodos del fiscal para encarcelarle (palizas, extorsión). Lumet no saca conclusiones, por eso tildarlo de amoral es hipócrita: él dibuja con elegancia un sistema judicial tan corrupto como los métodos que pretende condenar. Ante tal ironía ¿existe la justicia?

Una de las mejores cintas que podemos ver y destinada a abrir debate y reflexionar. Denle una oportunidad.

Dog Day Afternoon.
Image Hosted by ImageShack.us
BSO:

Sukwhinder Singh, Sapna Awasthi feat. Panjabi MC - Chayna Chayna

Muy lumetiano se muestra Spike Lee que continua la senda abierta por The 25th hour pero algo más adaptado al producto comercial. Sin embargo sus referencias al 11S no son gratuitas: él sigue mostrando como nadie las tensiones que se viven en la Gran Manzana después de aquél fatídico día. De, precisamente, lumetiana puesta en escena, evocando con gracejo a una de las mejores cintas de aquél (Tarde de Perros y su estilo documental) este noir de atracos tiene una de las direcciones más elegantes que podemos encontrar en la actualidad y sobrevive al flojo desenlace que le otorga el debutante guionista Rusell Gerwitz (empañado por una ridícula trama sentimental).

Lee da un acento clásico al personaje de Denzel Washington y otro de idealista al de Clive Owen; resuelve su historia con el mejor y más acertado de los cinismos. Y con ello, o a pesar de ello, nadie parece querer ver uno de los mejores productos de entretenimiento que se han fabricado: no renueva, ni pretende, ni deja mella claro, pero está claro que cada día es más difícil encontrar cintas tan bien realizadas y con un pulso dramático tan logrado. Spike Lee puede y todo ello a sabiendas de que es un producto muy inferior a su obra maestra del 2002.

3 comentarios:

Noel dijo...

Buf, a mí "Find Me Guilty" no me convenció demasiado: Vin está enorme, pero Lumet está a medio gas. Además, ya había tratado el cine de juicios en la insuperable "Doce hombres sin piedad", por lo que esta parece un poco accesoria.

Francisco Ortiz dijo...

Lumet es mucho Lumet. Spike no siempre acierta, pero, como Lumet, nunca traiciona sus ideales.

Miguel Ángel Muñoz dijo...

Querido ALvy, hoy ví al fin Plan oculto, y me ha parecido una inteligentísima película comercial, como tú dices, pero que como su nombre ya indica, oculta muchos elementos atractivos e importantes que delatan a un autor cinematográfico que, curiosamente, está dando grandes películas de autor conforme se aparta de la autoría y se interna en los circuitos comerciales. Como tú, pienso que "La hora 25" es una auténtica obra maestra, una de esas películas que dentro de 30 años reflejaran una época con la fuerza de anaqueles dorados y gigantes que se reflejaran en los lagos de Central Park.